Luna Nueva en Leo

Comparte este contenido, llena a otras de vida

Hola! Bienvenida a Llena de Vida entre el Cielo y la Tierra.

Esta semana, el día miércoles tuvimos la Luna Nueva que se dio en el signo de Leo. Siempre que hay luna nueva el sol y la luna se encuentran en el mismo signo solar. El sol entro hace unos días atrás en el Leo.

Y que energía nos trae leo, que propone cada año el sol atravesando este signo solar.

Leo es momento de abrir el corazón, de irradiar desde nuestro centro, nuestro pulso interior. Su elemento es el fuego que arde en tu interior para crear consciencia de ti misma. Lo rige el Sol que está ligado a la identidad, la confianza la autoestima. Es momento de brillar, de expresar tu fuego. Leo activa la vitalidad, la pasión, la intuición y el honor.

El mismo día que la luna nueva se da en Leo, mercurio que se encuentra retrogrado, se pone directo en el grado 23 de cáncer. Grado por el que estaba transitando a fines de Junio. Mercurio tiende puentes, abre a la comunicación y esta vez la comunicación con esta luna en Leo es a través del puente de tu corazón. Es buen momento para transmitir, lanzar proyectos y activar tus redes.

El corazón es el puente entre la tierra y el cielo, entre tu energía femenina y masculina, entre la madre y el padre, entre tu sexualidad y tu consciencia. Es un buen momento para iniciar una nueva y renovada forma de comunicar desde el corazón, con amor, alegría, dulzura y sobre todo con verdad, transmitiendo tu verdad no solo a los que te rodean sino a ti misma. Hablándote y tratándote amorosamente.

Venus y el sol están muy cerca y es un buen momento para conectar con la forma en que te abres a compartir desde el corazón, a observar tus vínculos, a dejar hablar a tu corazón. Que es lo que quieres y que es lo que no quieres más. Momento de actuar desde el corazón, desde el amor, desde la resonancia.

Como todas las lunas te dejo una práctica para resonar y conectar con el propósito de esta lunación.

Luna nueva momento de oscuridad, momento de ir hacia adentro a resonar con tu propósito que esta vez, resuena en el corazón.

Sentada cómoda, cierra tus ojos y conecta con la tierra desde tu suelo, desde tu chakra raíz. Siente como el latir de la tierra, el corazón de la Pachamama se conecta con tu corazón. Desde tu coronilla sintoniza con el cielo, con el cosmos y también une y sintoniza tu corazón al centro del universo. A tu origen divino. Siente el latido de tu origen en sintonía con tu corazón. 

Unida al cielo y a la tierra a través de tu pulso, de tu latido, respira. Inhala desde la tierra hacia el corazón y exhala hacia el cielo. Inhala desde el cielo hacia el corazón y exhala en la tierra. Crea un circuito que atraviese tu corazón, donde tu corazón sea el puente. Una vez que sientas que este puente está abierto visualiza allí en tu pecho un sol, radiante, brillante, lleno de luz. Permite que esta luz se dirija desde el corazón hacia todo tu cuerpo, tus células, tus músculos, tus tendones, tus huesos, tu piel y todos tus órganos, inclusive deja que tus sentidos se expandan con la luz brillante de este sol que se expande con cada latido de tu corazón.

Ahora permite que esta luz se transforme en un pequeño sol  que quede encendido en tu corazón. Enraíza ese sol en el centro de la tierra con profundas raíces, Luego enraízalo en el centro del universo con profundas raíces. Enraíza tu corazón con profundas raíces en el cielo y la tierra. Enraízate con amor en el centro de la tierra  del cielo. Y con una sonrisa, enraízate con alegría y dulzura también.

Si quieres puedes tomar una hoja y escribir o dibujar tu propósito para esta lunación en Leo.

Con amor.

Valeria Collado.

Valeria Collado
Llena de vida entre el cielo y la tierra info@espacionautilus.com.ar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Translate »
× ¡Hola!